Las visitas son de:

No es Luca cantando en la orquesta de Troilo.

No es Luca cantando en la orquesta de Troilo.
Es mi hermano Javier Ardanaz presentando su disco.

Alejandro y la osa en el taller. Video de la nación (viva Perón, carajo!!)

Stand de Eloísa en la feria del libro de Asunción.

Stand de Eloísa en la feria del libro de Asunción.
Vista de algunas pinturas realizadas por los niños del lugar.

Eloísa y Yiyi Jambo.

Eloísa y Yiyi Jambo.
Stand de feria del libro de Asunción.

Stand Feria de Asunción.

Stand Feria de Asunción.
Talleres de pintura y armado de libros.

Con Arami Mburucuyá.

Con Arami Mburucuyá.
En Paraguay, localidad de Luque en el fondo de la casa de Meza.

El poeta paraguayensis Edgar Pou.

El poeta paraguayensis Edgar Pou.
El poeta frente al diseño del stand en Asunción.

Eloísa en Asunción.

Eloísa en Asunción.
Foto parcial del stand compartido con Yiyi Jambo.

miércoles, 26 de agosto de 2009

La actualidad de River es la justicia impostergable ya, en los pies del Burro...

.


...si el tipo pensó más rápido y se decidió...
te madrugó y alpiste. Fuiste.


No viste el gol del burro en Canadá contra el Everton inglés?
(un equipo de mitad de tabla en el torneo de su país)
Lo dieron todos los informativos de todos los noticieros...

Traba una pelota con un volante o un defensor central y gana.
Y cuando la va a buscar, el rival le queda atrás.
O sea que Ortega la puntea con la punta
de su pie derecho y pasa al jugador inglés que se queda como poste
(entre que se da vuelta y se dispone a correrlo, el burro ya enfila al arco le saca
un cuerpo de diferencia);
y al ir a buscarla allá adelante,
alcanza a ver una figura que se mueve rápidamente hacia él.
Es el arquero.
...Pero y quién iba a ser? ...Walt Disney?
(Y el burro piensa y recuerda.
Esta es la fracción de segundo.
“Todo dura un instante para toda la vida...” Dijo el maestro Spinetta.
La felicidad es natural y única y la gran mayoría, por no decir todos los periodistas deportivos que hablan de fútbol no saben. No tienen ni idea...
Sencillamente porque esto te pasa o no te pasa. Esto no se estudia en la facultad.
Pero si nunca te enfrentaste a un rival con la dignidad y la valentía
de un caballero romántico y sufriste en tu propia carne la negación de la felicidad,
no hay tutía. No lo vas a entender jamás.
Y los muñecos dicen mil cosas, justificándose en su propia impotencia.
Argumentos.
Los tipos no te van a entender nunca.

Y San Ariel mártir,
vuelve a confirmar una vez más que toda la jugada;
y cuando digo toda, es:
todo el devenir del tiempo,
toda la revolución de los astros sobre las leyes de gravedad y atracción
de los cuerpos sólidos y sus fluídos.
Todo, desde la rotura de la media por los tapones del botín del rival
cuando fue a buscar el balón
hasta el pelo rojizo del inglés (o sería irlandés?)
y su transpiración de lobo estepario sometido
a la fragancia aputosada del givenchi francés que su novia modelo
le regaló luego del último desfile en París.
Toda esa secuencia se revelaba y volvía a iluminarse en su cabeza.
Como una videncia. El armazón de la escena ya lo viví.
Voy a buscarla allá adelante.

Veo que me viene saliendo el arquero.
Y respondo a todos los astros que se alinean de tal forma que logro la seguridad de pegarle bien debajo del esférico. Como para que se levante un metro, suficiente como para que pase por encima al arquero.
Y caiga entre el tipo que viene saliendo, y el travesaño.
La ingeniería del devenir de la jugada concluye en pegarle por encima
del arquero. Esto se perfecciona así: si se entiende que el travesaño y el arquero están en un mismo plano. La pelota tiene que caer en el medio de los dos para convertirse en gol.

Verla volar por el aire, el arquero que la mira pasar por encima,
hasta que pica adentro del arco inflamando la red como un chicle globo
en un cachete popular visto de adentro de la boca y sentir el gollll!!!!!!!!!!
Gol carajo!!!!!!!!!! (de los compañeros en el banco de los suplentes,
sobresaliendo del murmullo de las tribunas todas con simpatizantes en su mayoría canadienses y yankis).

Ortega está a un metro del área grande, es casi un ángulo del área grande.
Un estampado blanco y rojo en el verde, en el medio del ataque de River,
en el lugar que siempre le gustó. Un 8 adelantado ó un 7 atrasado.
La franja derecha del ataque. Un carril que va del lado derecho del círculo central
Hasta la línea demarcatoria del área grande.
Todo el panorama está dado para desbordar y tirar el centro ó hacer la diagonal hacia el arco.
La sombra oscura que pasa por la periferia del escenario de las pupilas es el arquero que se mueve como una tromba hacia él.
Ortega no imaginó quedar tan cerca del área grande, luego de trabar y ganar la pelota. Nunca supo en qué lugar había estado parado todo ese tiempo hasta que
le tocó ganar esa pelota.
Pero reacciona y cuando la va a buscar...
se da cuenta que el arquero se le viene decidido y que lo va a asesinar clavándole todos los tapones del botín izquierdo a la altura del estómago, cuando intente gambetearlo por el costado izquierdo del arquero.
Su perfil más hábil, su pierna derecha.

El tipejo tuvo la reacción perfecta.
Estuvo muy piola, y vio que no le quedaba otra opción más que salir a achicarme...
Y ahora escuchame lo que te digo.
Te voy a decir algo importante.
Por favor prestame atención:
Cuando un arquero se te viene así, encima, tan rápido,
es probable que te equivoques. El tipo busca esa reacción,
la equivocación del atacante.
Está contemplado como la reacción normal del atacante en una situación límite
en el Manual Básico del Arquero Solidario.
En el Capítulo Primero: ESTA (Estado Terminal del Arquero).

Así se llama... Y es para arqueros en el estado de indiferencia.
Claro, pasan mucho tiempo sin intervenir en ninguna jugada,
y les agarra esa especie de embole total, como que se boludizan, viste?
Este capítulo hace hincapié en que lo esencial es hacerle caso al reflejo.
El reflejo es una proyección en tu mente provocada por los estímulos que provoca
el medio ambiente. Se trata de no entretenerse con el propio diálogo interno
(como dice Castaneda en “las enseñanzas de Don Juan”)
Es fundamental la rapidez para definir la jugada.
La inmediatez es la única verdad.
Eso es confiar en uno mismo. La fe... eso que tanto hablan los curas...
Bueno, es algo así, pero sin santos ni curas monjas monaguillos ni vírgenes ni iglesias ni milagros, ni capillas, ni procesiones, ni medallitas, todo eso.
Solamente te va a salvar la fortaleza de tu corazón.

Si el tipo piensa más rápido y se decide. Te madruga y alpiste. Fuiste.

Chau otario, andá a cantarle a Gardel.
Se te tiró ancima de la pelota
y te la arrancó (lisa y llanamente) de los pies y te tiró de pico al piso.
Y clavaste los dientes en la campo de juego.
La tierra caliente
y la transpiración
y el ardor del músculo que no completó su movimiento
se conjugan para que te quieras morir.
Ahí nomás.
Como un boludo a rosca.












Ricardo daniel piña
Del 4 al 11 de agosto de 2009
...luego de un largo intervalo volví al fósil...
rdpina@yahoo.com
Al dúo Fede y Fer de Formosa. Ñasaindy.
Y a los brasilguayos Douglas y Amarildo.
A un paraguayensis auténtico kurupí Bogado.


lunes, 24 de agosto de 2009

Ensamble The Excuse

Ensamble The Excuse
Música de Cámara de los siglos XVII y XVIII

Concierto de Invierno – Ombra mai fu
Obras vocales e instrumentales de Henry Purcell, Claudio Monteverdi, Francesco Cavalli, Gëorg Friedrich Händel y otros.
Isol Misenta (soprano)
Walter Eichenberger (alto),
Laura Giachini ,
Soledad Goyeneche (flautas)
Pablo Stofblat (guitarra decacorde),
Ingrid Mailing (cello),
Mariano Irschick (clave, dirección musical)

Presentador: Rafael Spregelburd

VIERNES 28 de agosto, 21 hs (puntual)Biblioteca Ricardo Güiraldes, Talcahuano 1261.Entrada libre y gratuita